jueves, 8 de octubre de 2009

Diferencias Entre Contractura y Rotura Muscular



Generalmente cuando nos sobre entrenamos o hacemos "movimientos" no comúnes a lo que realizamos cotianamente, es posible que tengamos una contractura muscular, y en algunos casos podemos llegar a producir rotura de fibras musculares.




En el caso de la contractura, el músculo simplemente se encoge, en forma de bola, ero no hay rotura fibrilar. Es lo que suele suceder tras una sobrecarga producida por un exceso de entrenamiento, y, con una o varias sesiones de masaje, esa contractura suele "rebajar".

Si es muy pronunciada, tal vez necesites de cuatro o seis días de reposo, para que el masajista pueda empezar a trabajar, ya que en un primer momento, si la inflamación es muy grande, dolería mucho. Por el contrario, si hay rotura, quiere decir que un número de fibras se ha "cortado". En este caso el trabajo de masaje es importante, normalmente al partir del segundo o tercer día, pero el atleta debe asumir que no podrá correr en varias semanas.


Publicar un comentario en la entrada